Monday, July 10, 2006

En defensa de la racionalidad
La finalidad de este blog es poner en evidencias las pseudociencias. La refutacion sera en muchos casos el arma mas usada aunque la divulgacion de la ciencia seria la razon de su existencia . Muchos divulgadores de la ciencia consideran que su unica mision es exponer el conocimiento olvidandose de la otra parte que tiene la divulgacion que es exponer el fraude que en nombre de ella se comete. Es asimismo poniendo en evidencia el engaño como se puede aprender ciencia. Esta es la veta educativa que tendra este blog...

Empezare primero por una serie de articulos que tratan de desmistificar a la homeopatia. Hace 4 años un colega me desafio a que presentara pruebas de que la homeopataia es un fraude. De este desafio nacio un dossier de 400 hojas que se amplia dia a dia. Muchos de los articulos ya fueron publicados en diferentes lugares... Cualquiera de ellos pueden ser publicados siempre y cuando se mencione la fuente...

Dr Pablo el esceptico
"Deseo proponer a la favorable consideración del lector una doctrina que me temo podría parecer desatinadamente paradójica y subversiva. La doctrina es cuestión es la siguiente: No es deseable creer una proposición cuando no existe fundamento para suponer que sea cierta. Por supuesto, debo reconocer que si dicha opinión se generalizara, trasformaría por completa nuestra vida social y nuestro actual sistema político".

Bertrand Russell

Ensayos Escépticos , 1928

SOBRE GORGOJOS, ENERGIAS VITALES, ANTIOXIDANTES Y SUPLEMENTOS DIETARIOS

PORQUE SON PELIGROSAS LAS MEDICINAS ALTERNATIVAS1

Hace algunas semanas apareció en el Diario Clarín (esto se refiere al 2003) un informe sobre una encuesta que denunciaba que el 55 % de los pacientes que asistían al Servicio del Hospital de Clínicas usaban a las Medicinas Alternativas. La encuesta, encarada por el Dr. Jorge Franco actual Jefe de los Consultorios externos del Departamento de Salud Mental del Hospital de Clínicas y Docente Autorizado de la Facultad de medicina de la UBA y la Socióloga Dra. Cristina Pecci, llegaba a la conclusión que la falta se debía a una mala relación medico paciente y dejaron claro una fuerte preocupación no solo de los peligros que traen aparejados estos tratamientos sino hacían hincapié en las consecuencias éticas y legales de estas actividades como así también a los problemas de administración de los recursos que traen aparejados junto con los gastos económicos que generan. Los resultados son coincidentes con lo que ya se sabe en el mundo y marca una preocupante tendencia.

Según datos consignados en los boletines de la OPS en los países en desarrollo, la medicina tradicional es usada en parte de la atención primaria por más del 80 % de la población, en los países industrializados cada vez son mas numerosos los pacientes que recurren a la medina alternativa con fines preventivos o paliativos2.

Así por ejemplo en Francia, el 75 % de la población ha usado la medicina complementaria al menos una vez. En Alemania el 77 % de las Clínicas del Dolor proporcionan servicios de acupuntura y en el Reino Unido el gasto en medicina complementaria o alternativa (MC o MA) asciende a los 2.300 millones de dólares estadounidenses3. Se calcula que las MC o A en su conjunto generan un negocio que empalidecen las ganancias de cualquier multinacional de medicamentos. Este valor oscila los 60.000 millones de dólares en todo el mundo, en el mejor de los casos 22.000 de esos millones solo en los EU. Esta cantidad es mayor que todos los gastos pagados directamente por el usuario por todas las hospitalizaciones habidas en el año 1997 en dicho país. Si consideramos todos los pagos directos por los usuarios por todas las hospitalizaciones por terapias alternativas en una estimación muy conservadora ascienden a la astronómica suma de 27.000 millones de dólares para ese año4. Es de remarcar que el incremento en el uso- y abuso- de las MA o C se debió, de acuerdo con el estudio que estoy citando. A una mayor cantidad de pacientes y no a un mayor número de consultas o sea cada vez mas gente utiliza estas inútiles medicinas5. El malgastar recursos genera escasez de los mismos en otras áreas mas importantes como por ejemplo investigación por poner solo un ejemplo escogido al azar...Y esto es realmente preocupante.

Recordamos que las ganancias netas están, en el caso de las MA o C, muy alejadas de los gastos ya que en muchas de ellas las materias primas son inexistentes (tal es el caso emblemático de la homeopatía) y lo que es mas bochornoso es que no se requieren para su utilización la aprobación de sus "productos" por parte de las autoridades sanitarias. La pruebas son inexistentes creando una doble moral que es la de exigir rigurosos protocolos para aprobar los fármacos y ninguno para estas falsas medicinas.

Aparte del fabuloso negocio montado lo más grave son los daños que estas falsas medicinas provocan. Por ejemplo la hierba Ma Huang (Ephedra) se ha utilizado tradicionalmente en China en el tratamiento a corto plazo de la congestión respiratoria, pero en los EU donde se comercializó como suplemento dietético su uso a largo plazo se ha asociado al menos a una docena de muertes, ataques cardíacos y accidentes cerebrovasculares. En Bélgica al menos 70 personas han necesitado trasplantes renales o diálisis por fibrosis intersticial después de haber tomado también como suplemento dietario hierbas de la familia Aristolochiaceae.

Esta situación ha suscitado cierta preocupación entre los profesionales y consumidores sobretodo respecto a la seguridad de estas practicas al punto que en los EU a través del Acta de Educación sobre Suplementos Dietéticos en Salud- con la sigla en inglés DSHEA, Dietary Supplement Health and Education Act- del Congreso de los EU del año 1994, se trató de imponer una legislación crítica sobre estos engendros con el fin de limitar la venta libre e indiscriminada6.

ES LA CIENCIA...¡¡¡¡ESTÚPIDO!!!.... ES LA CIENCIA.

BUSCANDO AL CULPABLE O COMO JUGAR AL JUEGO DEL GRAN BONETE.

La falta muchas veces de compromiso para involucrarse en el debate por parte de científicos y médicos para desenmascarar estos fraudes pseudomédicos es llamativo y preocupante y es allí donde debería estar enfocada la crítica. El vacio dejado por la medicina científica al dejar hacer o promoverla activa o pasivamente desde los claustros docentes como veremos mas adelante hace que sea ocupado por farsantes con título. Cuando aparecen estos temas en los medios (y nunca aparecen por casualidad)sería saludable- nunca tan bien utilizado este término- para que de una vez por todas se abra el debate racional sobre las pseudomedicinas y explicar claramente porque la ciencia no las considera contenidas dentro de ella7. Ya bastante con que tengamos que soportar horóscopos, aparecidos, pitonisas, mentalistas y otras lacras medievales en los medios para que nos quieran- ya que esa es la tendencia- institucionalizar la magia8. No vale que se diga que son diferentes maneras de ver el hecho médico. Si estos pseudo terapeutas dicen que curan no basta con que lo digan, deben, los que pretenden usarlas y enseñarlas, demostrar que sirven y para ello están los experimentos controlados de la ciencias. En los mismos deberían descartarse de plano la credulidad mas crédula y haciendo uso y abuso del escepticismo mas duro a fin de allanar la verdad.

Por mas de doscientos años por poner un ejemplo, la Ciencia ha demostrado que la homeopatía no ha curado ni prevenido ninguna dolencia y lo mismo podría decirse para la mayoría de las MA9, y es por eso que yo digo en la introducción de este extenso articulo que realmente son alternativas a la Ciencia al no someterse al escrutinio escéptico de ella que los pseudos juran y perjuran defender y que por supuesto no logran entender... y es bueno decirlo se rehusan sistemáticamente a usar.

META BASURA... Y SACARÁ BASURA

En la Argentina es poco el control y realmente no sé si existe alguno pero lo que sí es cierto que parece que a nadie le importa. La critica de este articulo esta enfocada sobretodo a la comunidad medica en todas sus formas y a la farmacéutica en particular que debería alertar con mas energía sobre esto y no participar de este "negocio" que bien se lo podría catalogarse como charlatanería médica y estafa pura y llana definiendo los términos como sigue:

"un estafador es cualquiera que promueve esquemas médicos o remedios que se sabe son falsos o bien no demostrados, para una ganancia" (Quackery, 1984), o tal como indico el Dr. Kenneth Milstead entonces subdirector de la FDA: "no tiene importancia si el articulo es inofensivo, o bien, da un alivio psicosomático; si es barato, o tiene valor para otros propósitos; tanto si es producida por una compañía de dudosa procedencia como una reconocida, la promoción de ese producto es charlatanería".



Como diría el viejo dicho "ante cualquier duda... consulte a su médico (pero primero, hágame caso, pregúntele sí recomienda a la vitamina C para prevenir resfrios...)10

Y para el final un pensamiento:

"Hoy en día pensamos todos mucho en las bendiciones o en las desdichas materiales que la ciencia ha traído consigo, y demasiado poco en el poder que tiene de liberarnos de los lazos de la ignorancia y la superstición".

Dr. Peter Medawar (1915 - 1987). Premio Nobel de Medicina 1960.

MUCHAS GRACIAS

Dr Pablo F.. El esceptico. Patagonia Argentina

REFERENCIAS

1 Últimamente se esta empezando a utilizar el mas inofensivo nombre de medicinas complementarias como si realmente complementaran algo y acompañaran a la verdadera medicina. La razón de este cambio semántico se debería encontrar en el hecho de la incuestionable eficacia de la medicina científica, lo cual habla a las claras de la capacidad rápida en reflejos que presentan los creyentes en estas disciplinas. A mi me parece que mas justo es llamarlas medicinas alternativas ya que son verdaderas alternativas a la CIENCIA.

2 Esto se menciona con respecto principalmente a la abusiva publicidad y utilización de los tónicos vitamínicos minerales y los ahora famosos antioxidantes que salvo excepciones como ser déficit de su utilización o alguna patología especifica no tiene ninguna finalidad su uso ( por lo menos desde el punto de vista del paciente... si por supuesto desde el punto de vista de aquel que los vende...)

3 Las encuestas nacionales como la realizada por el Dr. Franco y colaboradores en el Hospital de Clínicas elaboradas en otros países nos informan que no es un fenómeno exclusivo de estos 3 países (países que a pesar de llamarse desarrollados tienen desde hace siglos tendencia a promover pseudomedicinas). De la población de Dinamarca el 10 % empleaba la MA en 1987. El 33% de los finlandeses se valía de ella en 1982 y el 49 % (?) de los australianos en 1993. En 1995 el 15 % de la población canadiense consultaba a los practicantes de las MA. El perfil de los usuarios, y esto parece casi calcado de la encuesta publicada por Clarín, es variado. Entre los sexos las mujeres (48,9 %) la usaban con mas frecuencia que los hombres (37,8 %)(P=0.001). Fue menos frecuente entre los afroamericanos que en otros grupos étnicos- QUIZÁS PORQUE NO TIENEN PLATA PARA PAGARLA- y mas común en los grupos de edad entre los 39 y los 49 años y lo que es más significativo entre las personas que tienen una educación universitaria por lo menos parcial y en la de altos ingresos. Esto es importante de recalcar ya que como se ve es una medina enfocada a personas con dinero y poder social. Debido a esto último las MA- principalmente las terapias de masajes, quiropráctica, terapias de relajamiento, hipnosis, bioretroalimentacion (¡¡¡Uhyyy ...Que bien que suena esto!!!), terapias de energía y autoayuda sin olvidarnos de los clásicos: la acupuntura y la homeopatía – no podría catalogarse ciertamente como una medina enfocada a lo social... no se si se entiende lo que quiero decir...

4 Leyendo estos guarismos todavía uno tiene que soportar a los practicantes de las MA decir que ellos son víctimas de un lobby internacional de las empresas multinacionales de medicamentos. Por otro lado muchas empresas farmacéuticas otrora catalogadas como serias están incursionando en el lucrativo negocio de las terapias alternativas y la venta piramidal de productos multivitaminicos. Este interés radica en que para vender estos "milagrosos productos" no están obligadas a presentar pruebas que justifiquen su eficacia- que son muy costosas vale la pena decir- para su aprobación y posterior venta. Esto es muy grave porque este relajo por parte de las autoridades sanitarias impone un golpe mortal para la investigación de nuevas terapias...Para pensar...¿no?.

5 extractado de Eisenberg D.M, Davis R.B., Tener, S.L., Appel. S, Wilkey.S, Van Rompay M, et al. Trends in alternative medicine use in United States, 1990-1997. Los datos consignados aqui no incluyen el NEGOCIO EDITORIAL.

6 De mas esta decir que el lobby de estos productos dietarios impuso su poder enredando la discusión en disquisiciones semánticas de lo que es una demanda en salud o enfermedad- en cuyo caso requería autorización- o su afectaban la estructura o función del cuerpo- en cuyo caso no requerían pruebas ya que se lo consideraría un alimento mas- . Al ganar la postura ligth se fue de esta manera debilitando la ley cayendo todo en demandas de estructura y función como si una vitamina liposoluble no seria un medicamento sino un alimento cosa que mucha gente de la FDA no estaba ni está actualmente de acuerdo, al punto que el Dr. Kessler en una charla dada al respecto a este tema en el Instituto de Seguridad del Consumidor en tareas domésticas de Suplementos Dietarios y remedios herbarios en la ciudad de Nueva York el 3 de Marzo de 1998 y en especial referencia a la manera como los profesionales de la Salud se involucran en el "negocio", dijo- Cabe recordar que el Dr. Kessler, en el momento álgido del debate era comisionado de la FDA cargo que ocupó desde 1990 hasta 1997 y actualmente es Decano de la Prestigiosa Escuela Universitaria de Medicina de Yale-:

"La desilusión para un profesional, un decano de una escuela Medica ha sido tener que preguntarse si muchos farmacéuticos han dejado sus papeles COMO PROFESIONALES DE LA Salud. Quizás ellos tan solo son alguien que hay detrás de un mostrador y hay algo delante de el, pero es momento de que sepan lo que están vendiendo"...

7 Una cosa que debería quedar en claro que supongo se ha deslizado como un error involuntario en el articulo del Diario Clarín es el hecho de que allí se informaba que existirían diferentes métodos científicos. SOLO EXISTE UNO. ES lo mismo que cuando los homeópatas utilizan la despectiva frase "Ciencia oficial". No existe ciencia oficial de la misma manera que no existe una tabla de multiplicar comunista y otra capitalista. La ciencia se vale de reglas sencillas y claras- muchas de ellas con mucho sentido común- cuya única finalidad es justamente separar lo que es cierto y se ajusta a la realidad de algo sin sentido y muchas veces imaginado.

8 Si bien en términos generales coincido con las conclusiones a las que arriba el Dr. Franco y sus colaboradores me temo que ser queda corto o por lo menos no enfoca los cañones en la dirección correcta. No deberíamos desconocer los médicos, farmacéuticos y veterinarios el hecho de que no hacemos muchos esfuerzos para aclarar la confusión cuando estas pesudomedicinas aparecen. Además nosotros no podemos desconocer de que de manera activa o pasiva desde nuestras propias facultades fomentamos su uso. Debido al relajo de nuestra parte y en nombre de una mal comprendida "democratización del saber" los esfuerzos de los simpatizantes de las MA están dando sus frutos. A las pruebas me remito: En la Universidad del Salvador en la Carrera de Veterinaria los alumnos del último año de la carrera tienen un curso que se denomina "Homeopatía: Ficción o Realidad" dado por supuesto por los propios homeópatas. En dicho curso se enseñan cosas que contradicen todo lo que los estudiantes han estudiado a los largo de sus carreras. En la Fac. de Cs. Veterinarias de la UBA en el área de extensión se dicta un curso similar. Si bien uno podría pensar que estos son hechos aislados parece ser que tienden a generalizarse. En La Fac. de Medicina de la UBA desde el año pasado se dicta un curso de Medicina Ayurveda. Este curso está aprobado por la Facultad de Medicina de la Universidad de Buenos Aires como Programa de Actualización para Graduados, otorgando los certificados a los profesionales que cumplan los requisitos de evaluación del Curso. La aprobación correspondiente añ año 2003 para este curso esta detallada en las paginas de la Secretaria de Docencia, Graduados y Relaciones con la Comunidad. En el año 2002 la facultad de medicina de la UBA aprobó el curso por la Res.Nro.1540/2002 del Consejo Directivo. Este curso otorga 8 créditos a los profesionales que estén inscriptos para la realización del Doctorado de la Universidad de Buenos Aires. Ahora bien, el Hospital de Clínicas que realizó la encuesta que apareció en el Diario Clarín tengo entendido depende de esta misma facultad que promueve y enseña esta pseudomedicina. Si el Dr. J. Franco y sus colaboradores no se han enterado es hora de que lo hagan. Esta visto que el problema lo tenemos nosotros en nuestras propias facultades. Es terrible que las autoridades académicas no se hallan enterado del FRAUDE... Es tiempo, me temo, que alguien se los haga saber...

9 Ahora la pregunta del millón: ¿Por qué se empecinan las autoridades académicas en enseñar algo que la Ciencia ha comprobado como inútil?

10 ... Que se sabe no sirve para nada ...

0 Comments:

Post a Comment

<< Home